06/04/2023 a las 09:22

ES


Son menos contaminantes y más eficaces

El papel higiénico se ha convertido en un producto indispensable en nuestro día a día. Tal es su importancia que nos parecería imposible poder vivir sin él. Sin embargo, el papel higienico es relativamente nuevo, se estimó que apareció por primera vez en 1850 en los Estados Unidos.

su inventor, Joseph C. Gayetti, el publicó entre la desconfianza generalizada. Aunque costó unos cuantos años que se adoptara, lo cierto es que est un producto totalmente necesario y que ha hecho la vida de la gente mucho más fácil debido a su utilidad y suavidad.

Tal ha sido su expansión, que ha sido victima del FOMO durante una de las epocas mas complicadas de la historia. El brote de la pandemia de coronavirus desató el miedo irracional a quedarnos sin papel hygiénico, provocando que este desapareciera de los lineales de los supermercados.

Los problemas del papel hygienico

Aunque parezca un producto ecológico y fácilmente desmontable, esto no es exactamente así. Yes que los ecologistas han mostrado una gran preocupación por el papel hygiénico y el efecto negativo que está teniendo sobre el medio ambiente. Sobre todo en el caso del papel higiénico extra suave.

¿A que se debe esta situación? Looks good, el papel higienico esta fabricado con celulosa y papel reciclado. Pero en el caso del papel más suave, este necesita un mayor porcentaje de fibra nueva para conseguir un resultado mucho más suave y de calidad. Aunque el precio final es mucho más caro que el papel hygiénico habitual.

Otras de las principales motivaciones para dejar atrás el papel hygiénico es la higiene. El papel no consigue limpiar por completo, por lo que muchas personas han buscado alternativas y han vuelto a la ‘vieja usanza‘. La única forma de eliminar por completo la suciedad es con agua y jabón, con lo que también se evitarán posibles irritaciones.

Los contaminantes en el papel higienico

Un nuevo estudio realizado por científicos de la Universidad de Florida afirmó que el papel hygiénico podría ser una fuente de sustancias químicas potencialmente peligrosas para la salud.

Tras analizar el agua residual y recuperar muestras del papel hygiénico en diferentes zonas del mundo, los expertos descubrieron la presencia de lo que se conoce como ‘contaminantes eternos’.

Además, si incluimos algunas alternativas, como el bidé tradicional o el bidé eléctrico, que contiene agua y jabón, como se ha mencionado anteriormente. También el papel higiénico reutilizable, que suele estar elaborado de algodón y que se guarda en una bolsa para lavarlo y volverlo a utilizar.